Jornada UNEF sobre autoconsumo y balance neto

La semana pasada tuve ocasión de participar en la jornada que organizó UNEF sobre autoconsumo y balance neto.
Sin duda se trata de la que abordó este asunto en mayor profundidad de cuantas he asistido hasta la fecha. Se actualizó la situación política al respecto, se repasó el panorama del balance neto en mercados internacionales, se analizaron las claves de una iniciativa empresarial sobre el particular, se expusieron los efectos macroeconómicos que el autoconsumo puede tener en España, se analizaron detalladamente los costes del sistema que deben ser asumidos a través de los peajes, se mostraron algunos de los primeros ejemplos en funcionamiento y finalmente se presentaron los detalles regulatorios existentes en la actualidad. Lo dicho, un análisis muy completo para cualquier emprendedor que considere el balance neto como una inversión.
Antes de entrar en intervención me gustaría resaltar un aspecto que resultó ligeramente conflictivo. Por primera vez la asistencia a la jornada fue de pago: 150 € para los socios y 250 € para los no socios. He escuchado algunas críticas sobre este particular argumentando que UNEF debería prestar estos servicios sin coste adicional. El problema, sin embargo, es que las empresas dedicadas al sector fotovoltaico en España están prácticamente aniquiladas: los productores que invirtieron a largo plazo en el sector se las ven y se las desean para poder pagar los créditos asociados a sus plantas tras los sucesivos recortes retroactivos; y los fabricantes e instaladores se han visto obligados a abandonar el país tras la drástica moratoria decretada por el Gobierno hace ahora un año. Por todo ello es indispensable fortalecer los recursos económicos de UNEF precisamente para poder defender con rotundidad un modelo de balance neto que permita su verdadero desarrollo.
Mi presentación trató de aproximarse a un clásico análisis DAFO (debilidades, amenazas, fortalezas, oportunidades) de una iniciativa empresarial sobre el balance neto. La aproximación, no obstante, no fue clásica, sino que sencillamente me concentré en los aspectos que me parecen más relevantes.
Empecé analizando la adaptación de las curvas de generación y consumo y la importancia que tiene conocer ambas al diseñar una instalación; pasé posteriormente a mostrar la extrema dependencia del balance neto en la regulación -en consecuencia, la necesidad de estabilidad regulatoria para que los riesgos asociados sean asumibles- y finalmente hice un repaso sobre la desastrosa situación del sector eléctrico español para acabar concluyendo, una vez más, que tenemos que plantear abiertamente si queremos o no sustituir centrales eléctricas convencionales por pequeñas instalaciones de autoconsumo renovables.
Mi respuesta es conocida: sin cambios profundos en nuestro sistema productivo no es posible salir de la crisis.

Os dejo, además de mi presentación, un enlace a una breve crónica periodística sobre el evento. Tras ver el interés despertado confío en que se repetirá.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s